Según un artículo publicado en la revista Forbes México, una de las tendencias en viajes es realizarte un análisis de ADN y en función del resultado, realizar tu viaje.

Según Airbnb, desde el 2014 a la fecha la cantidad de personas que viajan a sus destinos basados en los resultados de su ADN se ha quintuplicado.

¿Por qué hacer esto? Muy sencillo. Las personas que optan por ello, quieren investigar más sobre su pasado, conocer cómo fueron sus pasados a través de los lugares en los que vivieron sus ascendientes.

Según este medio, «Airbnb reveló que desde el 2014 a la fecha, la cantidad de personas que utilizan la plataforma para conocer destinos basados en los resultados de su ADN se ha quintuplicado.»

También Booking.com realizó una encuesta en 2018 donde preguntó a más de 20.000 viajeros de diferentes partes del mundo sobre los destinos que más anhelaban visitar. Entorno al 40% respondió que los viajes que más les gustaría hacer o ya habían hecho, estaban relacionados con una prueba de ADN.

Y por supuesto, hay empresas que realizan este tipo de pruebas de manera rápida y segura. De hecho, puedes comprar por internet un kit que te hacen llegar a casa y con el que tienes que hacer tú mismo la prueba. Posteriormente envías las muestras al laboratorio y ‘voilà’, o mejor dicho, ¡a viajar!

En los resultados que recibirás de manera online, encontrarás información como tu mezcla étnica o descubrir nuevos detalles sobre tu historia familiar y de qué lugar/es del mundo procedes. El fin no es otro que conocer más a fondo la cultura de su ascendencia, los lugares en los que vivieron familiares lejanos… en definitiva, sus raíces.

Estas empresas son, por ejemplo MyHeritage, Ancestry y 23andMe.

Y tú, ¿te animarías a realizar una prueba de este tipo para decidir el destino de tu próximo viaje?

¡COMENTA ESTE POST!

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí